Quaderns

D'arquitectura i urbanisme

Publicació del Col·legi d'arquitectes de Catalunya

‘Atlas de Clichés Políticos’. Editorial, Quaderns 266-267

TPN_Quaderns266_Cover02

Quaderns #266

“Clichés, stock phrases, adherence to conventional, standardized codes of expression and conduct have the socially recognized function of protecting us against reality.”
—Hannah Arendt, The Life of the Mind [1971-78].

“Io ho presente ora il Palazzo della Ragione di Padova. Quando si visita un monumento di questo tipo si resta sorpresi da una serie di questioni che ad esso sono intimamente legate; e soprattutto si resta colpiti dalla pluralità di funzioni che un palazzo di questo tipo può contenere e come queste funzioni siano per così dire del tutto indipendenti dalla sua forma e che però è proprio questa forma che ci resta impressa, che viviamo e percorriamo e che a sua volta struttura la città.”
—Aldo Rossi, L’Architettura della Città.

Según Aldo Rossi, el Palazzo della Ragione de Padua ejemplifica de manera paradigmática la imposibilidad de circunscribir la función a la forma, la fragilidad extrema de los lazos que las unen. Rossi utiliza ese ejemplo para poner en duda la existencia de un correlato directo entre los edificios y la manera en que estos se emplean y se transforman a lo largo del tiempo.

Pero si, siguiendo a Rossi, convenimos que la función no resulta reducible a la forma (ni viceversa), debemos concluir que tampoco la forma puede ser a priori política sino que, precisamente, esta sólo puede ser repolitizada una y otra vez, a lo largo del tiempo, en un inacabable ciclo recurrente. A esa conclusión llega en L’architettura della città cuando separa el hecho principal de la polis –la política–, de su construcción: la política como elección. Sin embargo, no podemos dejar de pensar cómo algunos de los actos más primordiales de la arquitectura no pueden desligarse de lo político, ni lo político de la forma en su estadio más primigenio. Un primer trazado, el cardo y el decumano –la marca sobre un suelo aún no colonizado– o la construcción de un muro –sin duda, una de las formas más elementales de la arquitectura–, pueden ser actos puramente políticos en la medida que trazan un adentro y un afuera, una forma de pertenencia.

En esos instantes, la arquitectura se presenta en su desnudez como un acto político no exento de violencia y la cuestión traslada entonces su foco no tanto al devenir de la arquitectura o a la capacidad política de la forma como a su estadio previo, a todo aquello que la antecede: ¿quién decide qué edificio se asienta en un determinado lugar de la ciudad? ¿Quién decide las leyes urbanas que preceden y predeterminan un universo de formas todavía por desplegar?

Si, como afirma Rossi, la imagen de la ciudad se elige siempre a través de sus instituciones políticas, la pregunta entonces recae sobre ellas, especialmente en un momento en que se reclaman nuevas formas de gobernanza.

Los múltiples movimientos sociales que se han producido en los últimos tiempos, desde el 15M hasta Occupy Wall Street en Nueva York pasando por Taksim Gezi o la plaza Tahrir, han revelado –pese a sus naturalezas y motivaciones distintas– no sólo un cambio profundo en la propia idea de espacio público y la forma en que este se ha ampliado a través de la tecnología, sino la exigencia compartida de nuevas formas de gobernanza más democráticas y transparentes. Precisamente, la pacificación y la homogeneización sistemática de esos espacios públicos evidencian hasta qué punto el espacio físico sigue siendo todavía el último escalafón en el que se puede representar e iniciar cualquier forma de renovación de toda hegemonía imperante. Más allá de las nuevas tecnologías, las funciones originalmente inherentes al espacio público, tales como la representación o la reunión –la celebración, la fiesta– se han mantenido inalteradas. El espacio público puede ser considerado sin duda como el espacio legítimo de celebración de lo político.

***

Este número de Quaderns explora algunos de los temas planteados en el número anterior, House and Contradiction. Si aquel estaba dedicado a las relaciones entre domesticidad y política, este pretende analizar la relación entre política y espacio público. Una continuación lógica si tenemos en cuenta en qué medida en la propia definición de lo doméstico a menudo se desdibuja el límite existente entre lo urbano y la casa, entre lo privado y lo público. Es imposible comprender lo doméstico sin comprender su unión indisociable con el espacio público, su naturaleza complementaria.

¿Cuál debe ser el papel del arquitecto frente al espacio público y la arquitectura en medio de una nueva voluntad regeneradora? ¿Cuáles son los límites –políticos, fácticos y legales– de la propia disciplina arquitectónica y de qué modo pueden ser redefinidas las reglas del juego? Al fin y al cabo, ¿cuál es la capacidad política real de la arquitectura?

Pese al carácter tópico de esas preguntas –de su pertenencia al mundo de los clichés–, la continua formulación de esas cuestiones recurrentes sigue siendo necesaria en la medida en que actúan como un talismán, como un acicate capaz de dotar de sentido a la arquitectura si queremos entenderla como lo que exactamente debería ser: una forma de compromiso.

—Ethel Baraona Pohl, Guillermo López, Anna Puigjaner, José Zabala. Editores

/// En este número doble hemos contado con la colaboración de un amplio grupo de profesionales de diferente perfil, entre ellos Núria Alabao, Pier Vittorio Aureli, David Bestué, Josep Bohigas, Craig Bucley, Joan Busquets, Matilde Cassani, Curro Claret, Núria Colomé, Beatriz Colomina, Cristina Gamboa, Ignacio González Galán, Boris Groys, Owen Hatherley, Evangelos Kotsioris, Moritz Küng, David Martínez, Rubén Martínez, Anna-Maria Meister, Zaida Muxí, Marina Otero, Ugo La Pietra, Dafne Saldaña, Manel Sangenís, Saskia Sassen, Malkit Shoshan, Pelin Tan y Oriol Vilanova.

En cuanto a la sección Observatorio, Nuevas Narrativas, la revista ha contado con la participación de los estudios Brandlhuber + Emde, Burlon; Barceló, Guerra, Santomà; Productora; Goig – Pol Esteve y The Decorators.

Etiquetas: ,

Deja un comentario

Etiquetas

AftertheParty agenda Anuari Anuario architecture Archivo Archivo Barcelona Books Close Closer coac contributions contributors Displaying Architecture doméstica Editorial ensayo eventos exhibitions exposiciones Guerrilla Interviews House and Contradiction housing infraestructura Interviews Invitado news Noticias números Observatorio Parainfraestructuras politics Política Prada-Poole preservació Preservat al Buit projects proyectos Publications Reaccions representación Reseñas review Sessions vivienda

Números anteriores

Quaderns d'arquitectura i urbanisme es la revista del Colegio de Arquitectos de Cataluña